LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
HOME MEDITACION ARTICULOS Y ESCRITOS PARA HOY FRASES DOBLES HD AMOR - ESPIRITUALIDAD MUSICA PARA MEDITAR VISITA NUESTRA GALERIA BUSCAR ESCRITOS VINCULOS RAPIDOS
EXISTENCIA TOTAL Y ETERNA - CONSCIENCIA AQUI Y AHORA - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

ARTICULO RELACIONADO

LA MENTE CONTRA LAS EMOCIONES PERTURBADORAS

OLE NYDAHL

EMOCIONES PERTURBADORAS

¿Qué hacer contra las perturbaciones que siempre vuelven?

La mejor manera contra las perturbaciones es a largo plazo. Trabajar con la mente es como trabajar con el cuerpo. Si hacemos un montón de flexiones hoy, no seremos fuertes hoy, sino mañana. Hoy, los brazos duelen.

La meditación funciona exactamente así. Si tenemos una perturbación hoy, no podemos eliminarlo meditando hoy. Sin embargo, si meditamos ayer, la perturbación no vendrá hoy. Y aun así viene, podemos quitarlo de la mesa. Simplemente no sembramos y cosechamos el mismo día.

Sin embargo, también hay métodos para trabajar con algo así rápidamente. Imagina que estás en el proceso de conquistar tu mente, y de repente, aparece una perturbación: miedo, ira, torpeza o algo así. Puedes lidiar con ello de dos maneras:

ATACAR LA EMOCIÓN PERTURBADORA

Atacar el problema o emoción perturbadora directamente

Hacerlo enviando dos batallones y diciendo: “¡Detente! ¡Eso no está bien!” Si tienes suficiente capital en la mente, en forma de buenas impresiones, esto tendrá éxito.

Pero si te das cuenta de que aún no tienes suficientes caballeros de brillante armadura para lograrlo de esta forma, –es decir, la motivación, el poder o la confianza necesarios– entonces conquistas los terrenos aledaños. Solo continúa y no pienses en la perturbación. No te identifiques con eso, ni lo alimentes. Luego, cuando busques la perturbación más adelante, no lo encontrarás por ninguna parte.

CONFRONTAR LA EMOCIÓN PERTURBADORA

Confrontar el problema o emoción perturbadora directamente

Otra opción es confrontar tus perturbaciones de frente, sin importar lo mal que se sienta al principio. De esta manera uno les rompe el cuello y nunca más volverán.

Recuerdo un ejemplo de mi propia vida cuando era niño. Estaba visitando a mi tío en Jutlandia y en su sótano había un grueso cable eléctrico. Me habían dicho que este cable se convertía en una serpiente en la noche. Una mañana mis padres bajaron al sótano y me vieron –yo tendría probablemente tres o cuatro años– con el cable en una mano y un palo en la otra. Me había quedado allí toda la noche, esperando a que se convirtiera en una serpiente para poder aplastarla.

Esta es una manera de lidiar contra el miedo. Pero también se puede ir por el camino de la sabiduría y descubrir que no hay ninguna serpiente después de todo. Esto es más fácil, por supuesto.

Caminos para superar las emociones perturbadoras...

EMOCIONES PERTURBADORAS

Sentimiento de crecimiento para cambiar las emociones perturbadoras

El cristianismo considera a las emociones perturbadoras como pecados, y en otras religiones también son vistas como negativas. Sin embargo, en el Budismo, en El Camino del Diamante las emociones perturbadoras son materia prima en el camino hacia la liberación y la iluminación. Sacas energía y poder de ellas y las vuelves útiles.

Volver útiles las perturbaciones involucra tres pasos:

EVITAR LAS PERTURBACIONES

Aunque esto difícilmente se sienta como algo heroico, irse a dar un paseo cuando la situación donde normalmente fallamos se desarrolla, evita el drama y gana un tiempo precioso.

TRANSFORMAR LAS PERTURBACIONES

Este paso es una consciencia creciente de que las perturbaciones pueden ser transformadas, que no son tan reales como se sienten.

Aquí uno primero debe entender que una cierta dificultad emocional no fue experimentada antes y que por lo tanto se irá de nuevo. Ahora mismo esta cambiando. Esa consciencia creciente de la irrealidad y la no-solidez de los estados mentales difíciles ofrece una amplia variedad de posibilidades para transformarlos.

Si los propios problemas lucen malos, informarse, mediante una prensa políticamente incorrecta, de lo que se hacen en África unos a otros, lo coloca a uno en un marco rosado, o si se siente oprimida por una sociedad dominada por los hombres, algunas visiones de las miserias que sufren las mujeres musulmanas traerá cierta empatía y un deseo de buscar soluciones verdaderas.

En situaciones repentinas, pensamientos como: ¿quisiera yo estar en su posición? o pasar unos minutos con esta persona es terrible, pero ella tiene que vivir consigo misma, día y noche, pueden sacar la espina de algunos encuentros y darán una cierta retroalimentación sobre las personas desafortunadas.

Todo esto cambia el panorama y cómo personas estamos conscientes de que las personas son difíciles mas debido a la ignorancia que debido a la maldad, causándose daño principalmente a ellas mismas, tal compasión gradualmente se vuelve automática y transforma todo tipo de perturbaciones.

OBSERVAR LAS PERTURBACIONES

El más alto entre los métodos para tratar las emociones perturbadoras es el poder de la propia visión, donde nos hacemos conscientes del espejo detrás de las imágenes, la mente que produce y experimenta los fenómenos entenderá que todos los seres poseen una misma naturaleza y todas las cosas son el libre juego de la mente.

«Entonces uno se convertirá en un ser despierto entre potenciales colegas y verá el mundo como una tierra pura».

Experimentar todos los pensamientos con sabiduría, sean lo que sean, y con la escogencia de escuchar todos los sonidos como mantras significativos, uno puede hacer que el ladrón llegue a una casa vacía sin encontrar energía. Las emociones perturbadoras se debilitan y en la medida que uno las observa desde la distancia, el gozo y la excitación surgirán. Lo que antes eran grandes obstáculos ahora aparecen como amigos.

Los antídotos contra las emociones perturbadoras...

ANTÍDOTO A LAS PERTURBACIONES

¿Cuáles son los antídotos contra las emociones perturbadoras?

Si la ira es el mayor problema, entonces realmente deberíamos obligarnos una y otra vez a desearles a todos los seres todo lo bueno y desarrollar compasión.

Si el apego es la más fuerte, siempre debemos recordar que todo es impermanente, que no podemos llevarnos nada con nosotros, y que en vez de esto debemos permitir que todos los seres participen de nuestra alegría.

Y si la confusión es la más fuerte, debemos descansar en lo que esté allí; debemos ir más allá de los conceptos y simplemente descansar en nuestro centro.

Si el orgullo es la más fuerte, deberíamos observar cómo todo está condicionado y se desintegra nuevamente.

Y si los celos son la más fuerte, debemos pasar por la experiencia completamente, para ver que en realidad es como una corriente de conciencia, como una corriente de agua en el océano.

Las tres únicas emociones verdaderas y perdurables...

EMOCIONES VERDADERAS

Las tres emociones verdaderas no condicionadas

Las tres únicas “emociones” verdaderas y perdurables pueden ser realizadas al reconocer la ausencia del yo, e ir más allá de todo concepto dual de un experimentador y algo experimentado “iluminación”. La causa de éstas emociones es el espacio intemporal mismo.

AUSENCIA DE TEMOR

Si se percibe al experimentador, la mente, como luz radiante no objetiva, cesa todo temor: Saber que el espacio que experimenta no puede ser destruido y está más allá de nuestros alcances da una seguridad fundamental.

EL GOZO

La sabiduría hace de cada acontecimiento un regalo de la mente en sí misma. La experiencia de la riqueza de la mente, de que su capacidad de poder vivenciar absolutamente toda su multiplicidad se antepone a cada suceso, da un gozo intemporal y duradero.

AMOR ACTIVO

Del gozo exento de temor surge como excedente la confianza en la ilimitación de la mente. Ésta acerca a uno a la aspiración de todos los seres a la felicidad. Sin obstáculos, uno puede realizar cada acción con amor para el bien de todos.

«Si la ira es nuestra mayor perturbación, entonces realmente deberíamos obligarnos una y otra vez a desearles a todos los seres todo lo bueno y desarrollar la compasión».

Ole Nydahl

SITIO LIBRE DE PUBLICIDAD

LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

www.lailuminacion.com

1997 - 2020