LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
HOME VER MEDITACION VER TEMA PARA HOY SABIDURIA VER RECETAS VEGANAS VER ILUMINACION ESPIRITUAL MUSICA PARA MEDITAR VISITA NUESTRA GALERIA BUSCAR ESCRITOS SABIDURIA VINCULOS RAPIDOS
EXISTENCIA TOTAL Y ETERNA - EXISTENCIA AQUI Y AHORA - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

COMPRENDER TODO ES PERDONAR TODO

04/01/2018

Perdonar no es una cuestión sencilla, ni un simple acto en la vida de cada persona. Perdonar es un proceso que requiere valor y autoestima alta.

Comprender todo es perdonar todo - Articulos por Anthony de Mello

Cómo aprender a perdonar

Aprender a perdonar no es una cuestión sencilla, ni un simple acto en la vida de cada persona. Perdonar es un proceso que requiere valor, autoestima alta, amor y entendimiento. Cuando una persona perdona a quien le ha hecho daño, se libera de la opresión y del rencor. La persona a la que te niegas a perdonar no es más infeliz, ni sufre las consecuencias de tu falta de perdón, por el contrario, el que más sufre por ello eres tú, ya que vives con una enorme carga emocional que pesa y no te deja disfrutar de las cosas bellas que tiene tu vida. Este artículo te ofrece una serie de pasos que te ayudarán a deshacerte de sentimientos tales como la culpa, el rencor y el sufrimiento y podrás aprender a perdonar a quienes tú crees que no merecen tu perdón.

  1. Decídete a perdonar. Cada vez que logras perdonar a alguien consigues hacerte bien a ti mismo. El perdón es un acto totalmente consciente, debes entender que tú te lo mereces, no la persona que te dañó de alguna manera.
    • Perdonar superficialmente, de palabra, no te ayudará. Simplemente hará que te sientas amargado, malhumorado y con resentimiento.
    • Debes trabajar tus sentimientos para que el perdón sea verdadero y desde lo profundo de tu ser y así disfrutar de tu vida sin presión ni amargura.
  2. Mantén la calma. Para eliminar tu enojo, trata alguna técnica que te ayude a manejar el estrés. Haz un par de respiraciones y piensa en algo que te dé tranquilidad y paz, puede ser una imagen relacionada con la naturaleza o de alguien que amas. Sustituir imágenes positivas por negativas ayuda a cambiar tu estado de ánimo.
  3. Analiza si realmente quieres perdonar. Toma tiempo para reflexionar y pregúntate si realmente quieres perdonar y si estás dispuesto a seguir adelante y dejar el asunto atrás. Debes comprometerte contigo mismo a alcanzar la paz y felicidad que te mereces.
    • Perdonar no significa olvidar. Hay heridas que seguramente nunca podrás olvidar, lo importante es que esas heridas no sigan interfiriendo con tu vida y te dejen vivir el presente sin rencor.
    • Ni siquiera tienes que ir a decirle a la persona que la has perdonado. El perdón te servirá a ti, mejorará tu vida, por eso es tan necesario.
  4. Reconoce que eres responsable de tu vida. Tú eres el único capaz de modificar tus actos y pensamientos. Darte cuenta de esto servirá para que dejes de darle tanto poder a la persona que te hizo daño y para que tomes la decisión de cambiar tus vivencias. Tú tienes el poder de percibir las cosas de otra manera, de elegir el camino menos doloroso y de superar obstáculos.
    • Esto no significa que debas justificar el daño o que tengas que reanudar una relación con la persona que te ha herido, solo tienes que realizar un cambio que te haga bien a ti, lo haces por ti, no por tu agresor.
    • Quien te causó daño no tiene el poder de seguir causándotelo en el presente, quítale ese poder y perdónalo.
  5. Reconoce que te han causado daño. Este paso es muy importante para darte cuenta de que mereces ser tratado con respeto. Es necesario que reconozcas las emociones que te embargan y que dejes salir todos esos sentimientos negativos que tienes hacia otra persona.
  6. Libérate y expresa lo que sientes. No es necesario enfrentar a tu agresor, intenta distintas técnicas de liberación de sentimientos, para que si decides hablarle a la otra persona, no termines creando un problema aún mayor. Recuerda que este es un proceso para ti, es un trabajo que realizas contigo mismo.
    • Escoge un momento y un lugar donde nadie vaya a interrumpirte. A solas puedes tratar de:
    • Utilizar una almohada o cojín y pegarle con un palo, pensando en lo que sientes por la otra persona, hasta que te sientas aliviado.
    • Imaginarte que tienes a la persona frente a ti y gritarle todo lo que sientes, expresarle porqué te sientes mal y lo que crees que esa persona es.
    • Escribir una carta especificando cada detalle, todas tus emociones y enojos. No importa si te sobrepasas, se trata de una carta para descargarte, no para mandársela.
  7. Busca las emociones escondidas detrás del coraje. El coraje es la emoción a flor de piel, detrás del que se esconden emociones más dañinas, como la tristeza, la humillación, el rechazo o la decepción. Debes buscar estos sentimientos, aceptarlos y expresarlos. Para ello puedes aplicar alguna o todas estas sugerencias:
    • Ponte en el lugar de otra persona y pregúntate qué es lo que esa persona habría hecho bajo las mismas circunstancias. Toma nota de todo lo que se te venga a la mente, sin pensarlo ni cuestionarlo.
    • Piensa en qué otras oportunidades te has sentido de esta manera. Compara las situaciones y analiza si el sentimiento actual debería tener la magnitud que le estás dando.
    • Toma nota de las tres cosas de mayor importancia que te hayan pasado en tu vida, pueden ser negativas o positivas. El acontecimiento que estás trabajando forma parte o es alguna de esas cosas. Si no es así, ¿con qué número del 1 al 10 lo calificarías?
    • Trae a tu mente lo peor que podría pasarte en la vida y califícalo con un 10. Debe ser un acontecimiento probable y lógico. Compara tal hecho con la situación que estás pasando ahora y califícala también siguiendo una escala del 1 al 10.
    • Ponte en el lugar de la persona que te lastimó. De acuerdo a sus vivencias, su situación y su presente, ¿cómo responderías si te preguntaran por qué actuaste de esa manera? No tienes que compartir sus valores, ni su forma de sentir y pensar. Tampoco se trata de justificarlo, solo tienes que entender que una persona es mucho más que sus acciones y que muchas veces, por las circunstancias de su vida, se equivoca.
  8. Acepta tus fallas. Muchas veces te puedes sentir herido porque otra persona no te da lo que quieres porque no sabe qué es lo que necesitas. También puede pasar que esperas demasiado de alguien más, o que te hayan abandonado porque lo único que hacían era pelear. Busca en tu interior y analiza qué tan responsable eres por lo sucedido. Si tienes algo de culpa, debes aprender a perdonarte a ti mismo para luego perdonar a alguien más.
  9. Imagínate frente a la persona que te lastimó. Si al hacerlo regresan a ti los sentimientos que tenías antes de empezar a trabajar en el perdón, o tienen la misma intensidad de antes, entonces necesitas volver a comenzar y ejercitar los pasos que te llevarán al perdón. No llegar al perdón todavía no significa que hayas hecho algo mal, solo necesitas más tiempo para interiorizarlo.
    • Si las emociones negativas han disminuido, quizá sea el momento para hablar con tu agresor y escuchar lo que tiene que decir.
    • Anímate y sigue adelante. Debes tener presente que el perdón no es un acto que sucede en un momento del día, ni en un día. Sino que se trata de un proceso que lleva su tiempo y que debes asimilar.
    • Una sola vez no es suficiente para un proceso tan profundo. Tú tienes que decidir cuánto tiempo necesitas para perdonar a cada persona.
  10. Déjalos ir. No te aferres a los sentimientos negativos y dale cabida al perdón. Cierra tus ojos, imagínate parado frente a la persona que deseas perdonar, cúbrela con una nube negra y dile: Te perdono. Luego de esto, la nube se irá y desaparecerá de tu mente, mientras una luz blanca los envuelve, provocando sentimientos de tranquilidad y paz. Respira profundo, cuenta hasta diez y abre tus ojos.

Consejos

  • Acepta a cada persona tal y como es.
  • Perdona sin dejar de ser tú mismo.
  • Perdónate. Todo perdón empieza contigo mismo.
Articulo publicado por -La Iluminación Espiritual-
JBN - LIE

LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL
VER ESCRITOS Y GRAFICAS - SUPERACION
GRAFICAS - ANTHONY DE MELLO

IMPRIMIR
COMPRENDER TODO ES PERDONAR TODO


RECOMENDADOS

EL PODEROSO SENDERO DEL PERDóN

Para vibrar en el amor es necesario conocer y recorrer el poderoso sendero del perdón que nos enseña el Dr. Wayne Dyer en solo 15 pasos sencillos y sabios.

WAYNE DYER

FE Y PERDóN SON LAS LEYES DE LA ORACIóN

Si fracasamos en nuestra oración, es porque no dominamos toda la mecánica de las leyes de la fe y el perdón de la oración que tan claramente formuló Jesús.

ANTHONY DE MELLO

SOLO UN POCO DE PERDóN

El perdón simplemente significa que aceptas a la persona tal como es, que todavía lo amas de la forma que es. El perdón significa que no lo juzgas.

OSHO

SOBRE EL PERDóN

Perdonar. El Buda fue el hombre más despierto de su época. Nadie como él comprendió el sufrimiento humano y desarrolló la benevolencia y la compasión.

BUDA

PERDONAR ES AMAR EN LIBERTAD

Perdonar es un acto liberador, exclusivo de los seres espiritualmente superiores. Si perdonamos, despojamos lo que no nos permiten amar en libertad.

CARLOS CUAUHTEMOC

7 REFLEXIONES SOBRE EL PERDóN

Si lo comprendes todo, lo perdonas todo, y sólo existe el perdón cuando te das cuenta de que, en realidad, no tienes absolutamente nada que perdonar.

ANTHONY DE MELLO

EL TIEMPO NO PERDONA

Hay personas que viven en el odio. Siguen ahondando las heridas, nunca podrán cicatrizar; no dejan que cicatricen; su vida entera depende del pasado.

JEBUNA

PERDóN HERMOSO CUANDO NO PECAMOS MAS

Al comienzo de la navidad siempre publico este artículo para desnudar los actos crueles de los carnívoros con sus hipócritas celebraciones navideñas.

JEBUNA

EL PASADO NO PERDONA

El pasado no debe olvidarse. Digo el mejor argumento del universo. Dios Todo y Eterno, es pasado, presente y futuro conjugado en un presente absoluto.

JEBUNA

ENSEñANZA SOBRE EL PERDóN

Perder con clase y vencer con osadía, porque el mundo pertenece a quien se atreve y la vida es mucho más para ser insignificante. Charles Chaplin.

CHARLES CHAPLIN

YA PERDONAMOS

El perdón es agua fresca en medio del desierto, el perdón es la llave para entrar al reino de la armonía. Para perdonar, necesitas estar con Dios.

GONZALO GALLO

CURACIóN ES EL PERDóN

Un rencor grabado en el subconsciente y en el alma, actúan como una fuentecita de hiel emanando su gota de amargura, bloqueando el flujo de la vida.

RUBEN CEDENO

SITIO LIBRE DE PUBLICIDAD

REDES SOCIALES

VER BLOGSPOT VER INSTAGRAM VER TWITTER VER FACEBOOK VER PINTEREST

LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

www.lailuminacion.com

1997 - 2020