La iluminación espiritual

Secuestro de la libertad

Ningún Imperio debe dominar a la conciencia libre ni durará para acallarla. Conciencia está emergiendo en todo el Planeta, pese a sus enemigos.

PATROCINIO NAVARRO

Imagen; Secuestro de la libertad; Patrocinio Navarro

Conciencia libre

Bajo la orientación y presión de las fuerzas oscuras que nunca tienen rostro, y que se ocultan en el seno de las grandes Corporaciones y en la mente de sus dirigentes-marionetas, los gobiernos cada vez se mueven con menos libertad: son rehenes de los nuevos imperios transnacionales y tragan todas sus empresas y despropósitos, untados, eso sí, con un barniz de dignidad de mayordomo, y con el dinero que apoya sus campañas para seguir medrando a costa de los pueblos.. Y no digamos los sindicatos, los partidos, y demás asociaciones parceladas de la también fragmentada convivencia nacional o internacional, que viven a su vez de los presupuestos oficiales a cambio de mirar para otro lado, si es necesario, y de actuar convenientemente como se le indique con toda discreción o con absoluta rotundidad, según la gravedad de los temas.

Pero nada de oposiciones frontales a la mano poderosa que les da el pan de los contribuyentes a cambio de sumisión del mismo modo que los administradores del pan, los jefes de Estado y gobierno con toda su corte ministerial y respectivos adláteres reciben su propio salario a un nivel superior. Desde ellos hacia abajo es la escala descendente visible del poder de las sombras antes de llegar a convencer a los ciudadanos y contribuyentes de cómo deben actuar responsablemente para alcanzar el supuesto bien común que ellos dicen representar. Resulta de un cinismo increíble y d en situaciones de crisis que siempre provocan los responsables de la economía y de la política se exige al pueblo que se apriete el cinturón. Y el pueblo, ante la división interna de todos los sectores y la falta de criterios conjuntos y de metas colectivas que aglutinen las conciencias; el pueblo, con su pasividad, su desarme moral y su inconsciencia facilita la labor destructora de los agresores mundiales convertidos en financieros y empresarios con cobertura legal pero sin legitimidad moral alguna. Así, ¿dónde puede quedar finalmente la libertad, ese bien inmenso y primordial con el que los voceros del poder justifican todas sus maldades y por la que tantas personas han muerto en todas las naciones?

Ningún Imperio puede dominar a la conciencia libre ni durará lo suficiente para acallarla.
Y esta nueva conciencia está emergiendo en todo el Planeta, pese a todos sus enemigos.

Nadie puede oponerse a las leyes de la naturaleza, a las legitimidades sociales ni a las leyes de Dios por más poder que crea tener ni más medios para amordazar a los pueblos que posea. Así que tenemos una hermosa tarea a realizar aquellos que deseamos un mundo nuevo y una humanidad regenerada, libre de toda atadura y de toda injusticia y opresión. ¿Cabe mejor contribución al desarrollo colectivo?