AUTORES | PALABRAS | ILUMINADOS | SECCIONES | CATEGORIAS | MUSICA | GALERIAS | FRASES | A-Z
LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL
| ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES | DIOS TODO Y ETERNO | AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA | 1997 - 2018 |
LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
Pagina Principal
Emisoras de Musica MP3
Busqueda para iluminados
Visitados en 7 dias
Frases sobre Espiritualidad
Navegacion para moviles

LAS PALABRAS DE JESÚS

JESUS DE NAZARET

05/05/2017

Las palabras de Jesús - Jesus de Nazaret - Jesucristo - Palabras (GAA # 1968)

CATEGORÍA N° 1968
JESUCRISTO - PALABRAS

YO SOY

Tus palabras son duras.

Mis palabras, siendo Jesús de Nazaret, no eran las murmuraciones de los fariseos y escribas, que hablaban al gusto del pueblo para recibir reconocimiento, alabanza y paga. Mis palabras, siendo Jesús de Nazaret, fueron claras e inequívocas -tal como también fluyen Mis palabras, como Cristo, a través de Mi instrumento, a través de Mi profetisa, el rayo de luz de la Sabiduría divina.

Sólo los pecadores, aquellos que querían permanecer en el pecado, Me dijeron, siendo Jesús de Nazaret: "Tus palabras son duras. ¿Quién puede escucharlas?” La ley eterna es absoluta. Y, quien la escuche, reconocerá que requiere del hombre el decidirse y el ser consecuente -bien a favor o en contra de Dios-. Quien no obstante no desee decidirse, porque él mismo es la nata en la leche para desnatar también él mismo la leche, es decir, enterarse de algo en todo a fin de luego sacar ventaja de ello para sí, habla de la dureza de la ley eterna.

Yo Soy la Ley, lo Absoluto. El indeciso es duro con sus semejantes, pero blando como la cera cuando se trata de lo personal, de él mismo. El quiere moverse sólo en la superficie -como la nata en la leche- y no ahondar en lo profundo, lo verdadero, porque la ley eterna requiere de él consecuencia.

Quien lea Mis palabras y se aparte de ellas con los argumentos de los escribas, fariseos y sus seguidores de entonces -"Sus palabras son duras. ¿Quién puede escucharlas?”-, debería dejarlas hasta que se reconozca a sí mismo como fariseo y escriba de la actualidad, que otra vez no desea aceptar al Cristo, que Yo Soy, porque no quiere decidirse a favor de la verdad.

Mis palabras son la Ley universal, la ley eterna; requieren la decisión a favor o en contra de Mí. Quien lo pueda captar, que lo capte. Quien lo quiera dejar, que lo deje. Cada uno carga por sí mismo con lo que él es, y es por sí mismo responsable ante la Ley universal, Dios, de lo que él es.

Tú eres tu sensación, tu pensamiento, tu palabra y tu acto. ¡Mídete con ello!

En nombre del Santísimo. Amén

FRASES DEL AUTOR JESUS DE NAZARET

HOME
PRINT
+ NUEVO
NEWS



LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

MEDELLÍN - COLOMBIA

1997 - 2018