LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
HOME VER MEDITACION VER TEMA PARA HOY MEDITACION VER RECETAS VEGANAS VER ILUMINACION ESPIRITUAL MUSICA PARA MEDITAR VISITA NUESTRA GALERIA BUSCAR ESCRITOS SANAR VINCULOS RAPIDOS
DIOS TODO Y ETERNO - EXISTENCIA AQUI Y AHORA - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

ARTICULO RELACIONADO

SANAR A TRAVÉS DEL AGNI YOGA

AGNI YOGA

AGNI YOGA PSICOENERGÉTICO

El Agni Yoga y el trabajo de sanación psicoenergético.

Todo movimiento de conciencia debe fluir con la corriente de la evolución.

El Agni Yoga es una síntesis de antiguas creencias Orientales y el pensamiento moderno de Occidente al igual que se establece un puente entre lo espiritual y lo científico. A diferencia de los yogas anteriores, el Agni Yoga es un sendero y no disciplinas físicas, meditación o ascetismo, sino una practica para el diario vivir. Es el yoga de la energía ardiente, de la conciencia y del pensamiento responsablemente dirigido.

El yoga de la energía ardiente enseña que la evolución de la conciencia planetaria es una imperiosa necesidad para la humanidad y que a través del esfuerzo individual esta aspiración es alcanzable para la humanidad. Afirma la existencia de La Jerarquía de la Luz y el centro del Corazón como el vínculo con la Jerarquía y con los mundos distantes. Aunque no esta sistematizado en el sentido ordinario de lo que estamos acostumbrados, el Agni Yoga es una Enseñanza que ayuda al estudiante con discernimiento a descubrir los indicadores mediante los cuales puede aprender a gobernar su vida y contribuir al Bien Común. Por esta razón el Agni Yoga se conoce también como la Enseñanza de la “Ética Viviente”.

En una ocasión Helena Roerich escribió acerca del rol del individuo en el proceso de evolución espiritual; “La mayor contribución que podemos hacer consiste en ampliar la conciencia y mejorar y enriquecer nuestros pensamientos que junto a la purificación del corazón fortalece nuestras emanaciones. Así, elevando nuestras vibraciones restauramos la salud de todo lo que nos rodea”.

SANACIÓN

Si los físicos se dieran cuenta de las vibraciones del Cosmos, descubrirían lo útil que es para sanar.

El mecanismo de desarrollo de muchas enfermedades, incluyendo el cáncer, consiste en una intrusión de energías ajenas «oscuras» en el cuerpo de la persona a través de sus estructuras energéticas debilitadas. También muchas enfermedades mentales de tipo esquizofrenia aparecen porque una entidad «oscura» penetra en el cuerpo de una persona débil y poseedora de muchos defectos. Las razones kármicas comunes para tal invasión son la traición o la imprudencia.

«Los de corazón limpio son inmunes a la infección de la posesión; en cambio, los corazones podridos pueden atraer unas entidades horribles». En el caso de las enfermedades mentales de este tipo, la situación es casi irremediable, mientras que las enfermedades corpóreas, causadas por las razones expuestas pueden tratarse con métodos bioenergéticos.

Sí, el cáncer es el azote de la humanidad y va en aumento. No obstante, quien no consume carne, alcohol, tabaco y drogas y mantiene limpia su energía psíquica, no debe preocuparse de contraer esta enfermedad. El tratamiento del cáncer en su fase inicial puede ser quirúrgico. Sin embargo, esto será poco útil si la persona continúa con el mismo estilo de vida después de su recuperación.

En cuanto a las enfermedades infecciosas, uno debe saber que es necesario tratarlas de una manera integral, es decir, usando tanto métodos energéticos como medicamentos pertinentes.

En cualquier caso —incluso durante los ataques energéticos de «los oscuros»— uno puede proteger su organismo creando un «Escudo Ardiente», esto es, mediante la unión con la Llama de un Maestro Divino. Pues todas estas batallas son creadas para nosotros por Dios con el fin de que aprendamos a apretarnos más contra Él. En el caso de que uno todavía no pueda formar tal Escudo, puede protegerse con una «red protectora» que forman los chakras cuando están llenos de energía.

Cada uno debe aceptar que, primero, la salud es necesaria para el progreso en el Camino de auto perfeccionamiento y requiere de nuestra atención y cuidado y, segundo, que ésta depende directamente de nuestros esfuerzos espirituales.

La sanación de uno mismo o de otro debe ser integral y debe empezarse con el análisis de las razones kármicas de la enfermedad y con la eliminación de éstas a través del arrepentimiento. Sólo después (o junto con el trabajo de arrepentimiento) podemos aplicar las técnicas psicoenergéticas, medicamentos o algún otro tratamiento.

En todo caso, es importante recordar que Dios siempre participa en todas las situaciones que nos suceden y espera que tomemos las decisiones correctas. Esto último puede pasar siempre y cuando ya hayamos aprendido a pensar de una manera Teocéntrica, y no egocéntrica. Pensar de una manera Teocéntrica significa experimentar a Dios, y no a uno mismo, como el Controlador, la Meta, el Significado y el Centro de todos los acontecimientos que ocurren en el universo.

«En verdad, el karma es terrible sólo para aquellos que están hundidos en la inacción».

«Observen cómo cada acción influye en la fluctuación del karma».

Se puede ver cómo la traición en todas sus variedades provoca la formación rápida del karma (negativo). Uno puede aprender mucho de tales observaciones. ¡Qué lamentable es ver a las personas haciéndose daño a sí mismas! Se puede observar cómo un equidna afecta al ser interno durante estos impactos causados a uno mismo. Nada puede desviar las consecuencias, porque la causa y el efecto están demasiado cerca. Al contrario, «¡El crecimiento de la conciencia (de los practicantes espirituales) es, verdaderamente, una celebración para Nosotros!».

Quien logra abarcar el amor creador y enérgico conquista su karma negativo y alcanza el Fuego Divino. Entonces «(…) la osadía cósmica llena a (tal) portador del Fuego».

Entre los tipos de valentía, la más invencible es la valentía del corazón ardiente, cuando, con toda su resolución y con la comprensión completa de la hazaña, el guerrero conoce únicamente el camino de la ofensiva. Esta hazaña de valentía puede compararse sólo con el grado extremo de la valentía de la desesperación. La desesperación huye del pasado (de la misma manera) como la valentía del corazón ardiente supera el futuro.

Así que donde no esté la valentía del corazón ardiente, ¡que haya allí la valentía de la desesperación! Sólo así los guerreros pueden alcanzar la victoria cuando la arremetida es grande. No tienen importancia todos los otros tipos de valentía, porque en ellos habrá una actitud a medias. Es necesario evitar esta (última) cualidad próxima a la cobardía y a la traición.

¿Cuál sendero es el más recto en el Camino hacia Nosotros?

¡Ayuden en lo pequeño y en lo grande!
¡Escuchen, ayúdense los unos a los otros!
¡El sendero más recto es la abnegación de la hazaña!
¡El corazón que arde por ayudar es Nuestro corazón!
¡El fuego más maravilloso es la llama del corazón saturado del amor por la Jerarquía!
¡Ayuden en todas partes donde la mano pueda alcanzar, donde un pensamiento pueda volar!

REFINACIÓN DE LA CONCIENCIA

La refinación de la conciencia, lo que permite entrar en los estratos cada vez más profundos del espacio multidimensional, es el camino hacia la Unión con la Conciencia de Dios.

Sin embargo, el Camino espiritual no empieza con el trabajo psicoenergético, sino con el ético. Los principios éticos contribuyen directamente al desarrollo correcto de la conciencia y permiten obtener las tres cualidades principales de Dios: el Amor, la Sabiduría y el Poder.

Podemos desarrollar el amor a través de cuidar a otros seres encarnados —las plantas, los animales, los grupos de personas, personas concretas— y a través de acrecentar hasta el máximo el Amor a Dios, así como a través de servirle abnegadamente.

Podemos desarrollar la sabiduría mediante el estudio de nosotros mismos, de otros seres encarnados y no encarnados y de Dios. No es posible obtener la sabiduría sin el servicio a Dios manifestado en el servicio a las personas, y el conocimiento de Dios se logra cuando uno dirige su mente investigadora y el amor cordial hacia Él. Uno de los indicios principales de la sabiduría es la facultad de crear, la que se desarrolla en el proceso del servicio.

El poder verdadero, el cual se desarrolla inicialmente a través de realizar de una manera activa diversas actividades mundanas, luego, en las etapas más altas del crecimiento, se manifiesta como una conciencia psicoenergéticamente poderosa y sutil.

Como vemos, el principio fundamental en el desarrollo de las cualidades Divinas es la refinación de la conciencia. Tal refinación comienza con renunciar a los propios estados emocionales groseros y cultivar los estados sutiles. Sólo después se emplean las técnicas meramente psicoenergéticas de refinación. Entonces, exactamente con el fin de prepararse para el trabajo esotérico serio, se necesita la autocorrección ética, el desarrollo de la facultad de admirar lo bello y armonizarse con esto, así como la facultad de ser cariñoso y amable.

Al principio es necesario acostumbrarse a la refinación de las propias emociones para saturar el espíritu con las atracciones necesarias al mundo de la belleza. Así el concepto convencional del estándar (de lo bello) será reemplazado con la comprensión verdadera de la belleza. La refinación de las emociones debe introducirse en la vida. ¡No hay que adherirse mentalmente a los recuerdos sombríos y pesados!...

...De lo contrario, éstos, como sanguijuelas, succionarán la vida y tu salud poco a poco.

SITIO LIBRE DE PUBLICIDAD

LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

www.lailuminacion.com

1997 - 2019