LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
EXISTENCIA TOTAL Y ETERNA - CONSCIENCIA AQUI Y AHORA - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

FRASES SENECA



ESCRITOS FRASES

FRASES SENECA

VER ESCRITOS SENECA

SENECA

MAS FRASES DE SENECA

  • No hay, en mi dictamen, hombre que aprecie más la virtud y la siga con más gusto, que el que por no hacer traición a su conciencia, ha perdido la reputacion de hombre de bien.
  • Lo mismo es nuestra vida que una comedia; no se atiende a si es larga, sino a si la han representado bien. Concluye donde quieras, con tal de que pongas buen final.
  • Existe el destino, la fatalidad y el azar; lo imprevisible y, por otro lado, lo que ya está determinado. Entonces como hay azar y como hay destino, filosofemos.
  • ¿Preguntas qué es la libertad? No ser esclavo de nada, de ninguna necesidad, de ningún accidente y conservar la fortuna al alcance de la mano.
  • En tres tiempos se divide la vida: en presente, pasado y futuro. De éstos, el presente es brevísimo; el futuro, dudoso; el pasado, cierto.
  • Es tan grande el placer que se experimenta al encontrar un hombre agradecido que vale la pena arriesgarse a hacer un ingrato.
  • La ira: un ácido que puede hacer más daño al recipiente en la que se almacena que en cualquier cosa sobre la que se vierte.
  • El ardimiento juvenil en sus comienzos es fogoso, pero languidece fácilmente y no dura; es el humo de una fogata liviana.
  • La tristeza, aunque esté siempre justificada, muchas veces sólo es pereza. Nada necesita menos esfuerzo que estar triste.
  • No hay nadie menos afortunado que el hombre a quien la adversidad olvida, pues no tiene oportunidad de ponerse a prueba.
  • Un hombre inútil es gravoso al estado, en que se pesa el mérito de los miembros por la utilidad que de ellos se saca.
  • Si me ofreciesen la sabiduría con la condición de guardarla para mí sin comunicársela a nadie, no la querría.
  • Viven más contentos aquellos en quienes jamás puso los ojos la fortuna, que los otros de quienes los apartó.
  • No nos atrevemos a muchas cosas porque son difíciles, pero son difíciles porque no nos atrevemos a hacerlas.
  • Si me ofreciesen la sabiduría con la condición de guardarla para mí sin comunicarla a nadie, no la querría.
  • No recibimos una vida corta, sino que nosotros la acortamos. No somos de ella indigentes, sino manirrotos.
  • Un hombre sin pasiones está tan cerca de la estupidez que sólo le falta abrir la boca para caer en ella.
  • Si os sujetáis a la naturaleza, nunca seréis pobres; si os sujetáis a la opinión, nunca seréis ricos.
  • El primer arte que deben aprender los que aspiran al poder es el de ser capaces de soportar el odio.
  • El mejor límite para el dinero es el que no permite caer en la pobreza ni alejarse mucho de ella.
  • Largo es el camino de la enseñanza por medio de teorías; breve y eficaz por medio de ejemplos.
  • La armonía total de este mundo está formada por una natural aglomeración de discordancias.
  • Los que saben mucho se admiran de pocas cosas, y los que no saben nada se admiran de todo.
  • El favor consiste no en lo que se hace o se da, sino en el ánimo con que se da o se hace.
  • La buena conciencia admite testigos; la malvada se agita y se conturba aún en la soledad.
  • Jamás se descubriría nada si nos considerasemos satisfechos con las cosas descubiertas.
  • Mostrarse asustado sin motivo aparente es dar a conocer que se tiene razón de temer.
  • La vida es como una leyenda: no importa que sea larga, sino que esté bien narrada.
  • Incontenida, la cólera es frecuentemente más dañina que la injuria que la provoca.
  • Decir lo que sentimos, sentir lo que decimos, concordar las palabras con la mente.
[1 de 5]

VER FRASES VIDA