LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
HOME VER MEDITACION VER TEMA PARA HOY MENTE VER RECETAS VEGANAS VER ILUMINACION ESPIRITUAL MUSICA PARA MEDITAR VISITA NUESTRA GALERIA BUSCAR ESCRITOS MENTE VINCULOS RAPIDOS
DIOS TODO Y ETERNO - EXISTENCIA AQUI Y AHORA - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

FRASES MANTAK CHIA

FRASES Y CITAS MANTAK CHIA

VER ESCRITOS MANTAK CHIA

MANTAK CHIA

MAS FRASES DE MANTAK CHIA

  • Las tradiciones no desaparecen, sino que se esconden. Cuando las condiciones se hacen difíciles el tao se esconde en lo sutil. Como las mariposas monarca en espera de mejor estación.
  • Si no se comparten las prácticas, el practicante se sume en un enfoque interno que interrumpe su fluidez, que no fluye hacia el mundo, el medio en el que existe.
  • Todos los seres están orientados hacia la luz, unos con más rapidez y otros con menos rapidez. En India se dice que, al principio, el estudiante aprende del maestro, pero más tarde es el maestro quien aprende del estudiante.
  • La secuencia es practicar primero las emociones negativas y luego las energías positivas. Esa es la secuencia, no al revés.
  • El tao atrae a la gente rebelde, no a las ovejas.
  • Lo pequeño se va, llega lo grande.
  • Por encima del lago está la tierra. El noble es inagotable al enseñar.
  • Lo más peligroso que puede hacer un estudiante es comenzar a enseñar. El elemento de riesgo es que el practicante se llene de ego.
  • El ego no tiene energía de por sí, sino que consume energía y deja vacío. Es en el superego, en la conciencia superior, con el contacto con ella, como surge la energía. Enseñar desde el ego es agotador.
  • Cuando se juntan elementos separados se va desarrollando una conciencia individual de grupo, un canal central de grupo. Una transmisión es buena si se homogeniza la conciencia del grupo.
  • La comodidad excesiva es un problema porque da poco juego a la acción-reacción.
  • El estilo chino es de muralla, de separación. El verdadero nombre de China es el centro, los alrededores son los bárbaros.
  • Lo que se transmite es experiencia, no información. La información son datos, pero no es lo único, la esencia es la práctica personal. Como las artes marciales, que no se pueden aprender por correspondencia.
  • Cuando se hace el anuncio y alguien lo lee, quien lo lee es el guía interno. Cuando alguien viene a una clase es porque el guía interno lo ha puesto allí.
  • La enseñanza y la transmisión no sólo se aprende con cosas positivas, sino también con cosas negativas. Tropezar con un mal maestro también es cosa del guía interno.
  • Cuando se empieza a transmitir lo primero que se tropieza son los huecos, los vacíos de ignorancia que uno tiene, y con la experiencia de los otros se va descubriendo el conocimiento.
  • Arriba viento, profundización, abajo tierra, flexibilidad.
  • El que transmite las enseñanzas no se representa a sí mismo, sino que es un embajador de la práctica.
  • Hay que suavizar el cerebro. La sonrisa suavizante, seguida de la sonrisa interior.
  • La filosofía del tao es el camino del medio, sin extremos.
  • La práctica es secundaria si la intención está clara. Si la intención está clara la posición técnica no importa tanto. Las técnicas no trabajan solas, necesitan práctica mental, intención.
  • Antes se cometía el error de enseñar primero la órbita y luego los sonidos, y no funcionó tan bien. La secuencia envolvente es enseñar primero los sonidos y su vinculación con las emociones.
  • A la respiración y a la mente los tibetanos le llaman el caballo y el jinete. Ahora sería el coche y el conductor.
  • Usemos menos la palabra visualizar que la de sentir, porque visualizar es más mental.
  • Las reglas y la falta de rigidez lo son al principio cuando no hay amistad con la fuerza vital.
  • En lugar de ser el gran pecado, la energía sexual del hombre multiorgásmico se considera un camino de salud y vitalidad conectada íntimamente a lo divino.
  • La energía sexual es el alimento para la totalidad de nosotros mismos es la energía que puede crear la plenitud espiritual, ya que es una fuerza que unifica y crea la totalidad de los opuestos.
  • La eyaculación no es más que un espasmo muscular involuntario. La eyaculación agota la energía masculina. Lo realmente placentero y también saludable es el orgasmo, y no la eyaculación.

ARTICULO RELACIONADO

LA ENERGÍA SEXUAL DEL HOMBRE MULTIORGÁSMICO

MANTAK CHIA

LA ENERGÍA SEXUAL

La energía sexual es una manera de conectar íntimamente con lo divino.

En la tradición del taoísmo, el sexo fue visto en un contexto totalmente diferente que en Occidente. En lugar de ser el gran pecado, la energía sexual se considera un camino hacia la salud y vitalidad, y una manera de conectar íntimamente con lo divino. Que la divinidad es vista como un estado de plenitud e integridad que está implícita en todos nosotros. En las tradiciones de Oriente, el hombre y la mujer representan mitades opuestas de que todo universal. Cada uno es una manifestación terrenal de las fuerzas cósmicas creativas  el yin y el yang, femenino y masculino, el Cielo y la Tierra  cuya mezcla da a luz todos los fenómenos. Cuando el hombre y la mujer se unen en el sexo, el cielo y la tierra se unen.

La sexualidad es como la fuerza del fuego. Cuando se utiliza de manera inteligente, que mejora nuestras vidas enormemente. Con el fuego nos puede calentar nuestras casas, cocinar nuestros alimentos, y dar luz a las habitaciones oscuras. Pero si usamos el fuego en el camino equivocado, por ejemplo, ponerlo en el techo en lugar de en la chimenea, que inevitablemente va a quemar toda la casa abajo. El fuego en sí no es malo ni malo, incluso, no es más que una fuerza que debe ser dirigido de una manera positiva. Lo mismo ocurre con la sexualidad, y si la usamos correctamente, nos da placer increíble, pero si dejamos que esta energía vuele sin la guía o la comprensión, tiene el potencial de destruir nuestra vida física y emocional.

La energía sexual es el alimento para la totalidad de nosotros mismos  el cuerpo, la mente y el espíritu. También es la energía que puede crear la plenitud espiritual, ya que es una fuerza que unifica y crea la totalidad de los opuestos. Sin embargo, hasta el día de hoy, nuestras relaciones sexuales continúan aturdiendo y confundiendo el espíritu de las personas de manera profunda.

Veamos que que luces nos trae el Maestro Mantak Chia sobre la energía sexual...

EL ARTE TAOÍSTA DEL AMOR

Entrevista al Maestro Mantak Chia, experto en el Arte Taoísta del Amor.

TODOS SOMOS MULTIORGÁSMICOS

¿Hombres multiorgásmicos?

A lo largo de más de 3.000 años los taoístas han desarrollado técnicas para alcanzar múltiples orgasmos retrasando, e incluso reteniendo, la eyaculación.

Debe de ser complicadísimo

El orgasmo y la eyaculación son dos procesos físicos diferentes pese a que los occidentales los hayan equiparado. Alfred Kinsey, pionero de la investigación sexual, informó de descubrimientos similares en 1940; y después de que sus hipótesis hayan sido probadas repetidamente en laboratorio, la mayoría de los hombres sigue desconociendo su potencial multiorgásmico.

¿Un poco duros de mollera?

Pues sí, la sexualidad masculina occidental sigue estando erróneamente centrada en el objetivo, inevitablemente decepcionante, de la eyaculación en lugar de en el proceso orgásmico de hacer el amor.

Muy decepcionante no debe de ser...

La eyaculación no es más que un espasmo muscular involuntario. Los taoístas eran médicos y descubrieron que la eyaculación agota la energía masculina, ese hecho está hoy reconocido por la medicina occidental. Lo realmente placentero y también saludable es el orgasmo, y no la eyaculación.

El tao milenario buscaba a través de ciertas prácticas sexuales la inmortalidad

La energía sexual es uno de los tipos de energía bioeléctrica más obvios y poderosos. Las prácticas taoístas del amor y la salud están basadas en cultivar esa energía sexual y usarla para aumentar la energía general, la salud, creatividad, capacidad y alargar la vida.

Trasládeme esas conclusiones al presente

En estudios realizados en grupos de la tercera edad se ha confirmado que el sexo es un factor de vital importancia para conservar nuestra salud a largo plazo. No expulsar el semen y convertirse en un hombre multiorgásmico es multiplicar el placer propio, el de la pareja, la potencia y la salud.

Adelante, cuente, cuente...

Antes le aclararé una cosa: para los taoístas, el sexo está relacionado con la salud, no con la moralidad.

Entiendo...

Hay que aprender a sentir y mover la energía sexual. Y para controlar el ritmo de la excitación, y por tanto la eyaculación, hay que respirar lenta y profundamente.

Hay que trabajar...

Sí, pero cuando aprendes a controlar la eyaculación y mover la energía sexual por tu cuerpo, entras en otra dimensión del sexo y de las percepciones, sientes el orgasmo en cada centímetro de tu piel y hacer el amor te regenera en lugar de dejarte agotado.

¿El amante taoísta es más capaz de satisfacer a la mujer?

Mucho más, el coito puede durar horas y hay técnicas para experimentar todo tipo de sensaciones. Puedes llegar a sentir tu energía sexual circulando por el cuerpo de tu compañera y la suya a través de ti, es una sensación increíble que puede dar como resultado una transformación de la conciencia. La sexualidad en Oriente estaba contemplada como parte del camino espiritual.

Pues aquí o es pecado o es gimnasia...

El contacto urgente y apasionado que muestra la mayoría de las películas, en el que la mujer está lubricada inmediatamente y se queda satisfecha tras unos breves minutos de coito, nos daría risa si no fuera porque induce a muchos hombres a imitar esa forma tan poco realista de hacer el amor.

¿Cómo hay que tratar a una mujer?

El hombre debe abrir las tres puertas de la mujer y activar las tres aguas. La primera puerta es el clítoris, la segunda es el punto G y la tercera es el cuello del útero. El hombre debe conseguir que la mujer eyacule en las tres áreas preparándola para la penetración.

¿Y qué debe hacer la mujer?

El arte de la mujer consiste en ayudar al hombre a controlar la eyaculación; para ello hay muchas prácticas, como los ejercicios con el huevo de jade que fortalecen el músculo vaginal, un placer intenso para el hombre y una fuente de salud para la mujer.

Qué es lo esencial para convertir a un hombre en un buen amante...

Al hombre le gusta el fuego y a la mujer el agua, pero si el hombre no calienta suficientemente el agua de la mujer, con caricias suaves en las tres puertas, y entra con su fuego a calentar el agua de forma impulsiva, no conseguirá que la mujer vibre y se entregue.

Paciencia...

Sí, paciencia, el secreto para aprender a disfrutar. Cuando consigues que la mujer tenga las tres eyaculaciones femeninas, entonces amor, dulzura y éxtasis ofrecen la posibilidad de un orgasmo tras otro. Pero hay algo muy importante que debo decirle. Los antiguos taoístas no contemplaban el sexo sin amor. Es mucho más fácil practicar el arte taoísta del amor cuando se ama.

Pero la pasión se acaba...

Ése es otro tópico. Para los taoístas, el amor y el sexo son mejores a los 50, e incluso a los 60, que a los 20 años. Según el taoísmo, la atracción que sentimos depende de la fuerza de la carga yin yang que hay entre nosotros. Una de las principales causas de la pérdida de polaridad a lo largo del tiempo es el sexo eyaculatorio, porque cuando el hombre eyacula descarga su energía yang.

Y la preparación...

En realidad, el sexo comienza hasta 48 horas antes de hacer el amor, la energía y las emociones acumuladas te siguen hasta el dormitorio. Si te centras en la calidad del amor, la calidad del sexo mejorará y cuanto más placer des, más placer recibirás.

Veamos las recomendaciones del Maestro Mantak Chia para un Hombre Multiorgásmico...

HOMBRE MULTIORGÁSMICO

Ser un hombre multiorgásmico no es difícil aunque exige dedicación y paciencia.

Chia dice que “pasa por dominar la aspiración del orgasmo” y eso implica ser capaz de encaminarse hacia él para, justo antes de producirse la eyaculación, desplazar ese placer ascendente hacia el interior del cuerpo llevando la energía hacia los diferentes órganos. Ese es el fin.

HERRAMIENTAS PARA LOGRARLO

Estas son algunas de las fases clave del proceso:

RESPIRACIÓN

La primera fase del proceso para convertirse en un hombre multiorgásmico consiste en que el hombre deberá aprender a controlar la respiración. Se recomienda practicar varios minutos diarios de respiración abdominal y aumentar la concentración. Para lo que también será necesario ejercitarse cada día.

MÚSCULOS SEXUALES

La segunda fase del proceso para convertirse en un hombre multiorgásmico consiste en fortalecer los músculos sexuales, en especial el músculo llamado PC, localizado entre los testículos y el ano. Un ejercicio para lograrlo consiste en interrumpir el flujo de orina y reanudarlo a voluntad incrementando poco a poco el ejercicio en la vida cotidiana realizando frecuentes contracciones y relajaciones del PC.

«A nivel fisiológico, aprender a controlar la respiración, la concentración y los músculos pélvicos y del ano es el primer paso para “aspirar el orgasmo”.»

LA MASTURBACIÓN

La tercer fases para aprender a controlar la eyaculación consiste en masturbarse. El taoísmo desliga la masturbación de cualquier creencia moral y la considera una herramienta muy útil. En su fase posterior, y en aras a llegar a controlar la eyaculación, se recomiendan técnicas como contener la respiración hasta que el impulso eyaculatorio decrezca, contraer el músculo PC o apretar mentalmente la punta del pene para aprender a retirar la energía sexual de los genitales haciéndolos subir y bajar con la mente y los músculos y dirigiendo esa energía hacia la cabeza para, finalmente, almacenarla en el abdomen.

GRAN ASPIRACIÓN

La última es la fase de la “Gran Aspiración”. Es la más avanzada y la que conduce al desarrollo de la capacidad multiorgásmica. A ella se llega después de haber dominado las anteriores.

La consecuencia de este proceso -que algunos completan en 2 o 3 semanas pero que a muchos les supone 2 o 3 meses- es un orgasmo diferente en cantidad y calidad que puede prolongarse durante horas o bien finalizar disfrutando de un clímax más voluptuoso. Para Chia, el hombre multiorgásmico no sólo es mejor amante sino que consigue mayor vitalidad utilizando la energía sexual para mejorar su salud y solucionar problemas de erección, impotencia o eyaculación precoz. De hecho, la sexualidad taoísta fue en principio una rama de la Medicina China puesto que utilizaba el sexo no sólo como fuente de placer sino también de salud.

CONCLUSIONES

LA ENERGÍA SEXUAL

La base de todos estos planteamientos está en la trascendencia que el Tao concede a la energía sexual. Según Mantak Chia, la energía sexual es la fuente de energía más importante de que disponemos de tal forma que si aprende a conservarla el individuo dispondrá de una fuente alternativa e inagotable de vitalidad. Y es muy gráfico en su explicación: “La ciencia –dice Chia- ha descubierto que un espermatozoide tiene una cola y que cuando el varón es estimulado la cola del espermatozoide vibra a muy alta velocidad creando mucha energía sexual. Lo mismo ocurre con esa especia de pelusilla que recubre el óvulo. Imaginen lo que ocurriría si el hombre fuera capaz de conservar sus espermatozoides: crearían una impresionante cantidad de energía sexual capaz –tras ser trasformada- de enriquecer su cuerpo entero”.

SEXO Y SALUD

“Durante miles de años, los taoístas han sabido que cuando el hombre aprende a controlar su eyaculación y a transformar su energía consigue una constitución más saludable porque las hormonas sexuales permanecen en el cuerpo y lo regulan, fortaleciendo sus defensas y haciéndolo más resistente a la enfermedad. Lo mismo se puede decir de las mujeres. Han de aprender a controlar el flujo de su menstruación para conservar una mayor cantidad de energía sexual”.

En suma, su recomendación es simple: cuando un hombre esté excitado sexualmente ha de sentir que el orgasmo penetra dentro de él en vez de malgastar energía eyaculando. Eso revertirá en una mayor vitalidad y en unas relaciones sexuales prologadas y multiorgásmicas.

SITIO LIBRE DE PUBLICIDAD

LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

www.lailuminacion.com

1997 - 2020