AUTORES | PALABRAS | ILUMINADOS | SECCIONES | CATEGORIAS | MUSICA | GALERIAS | FRASES | A-Z
LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL
| ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES | DIOS TODO Y ETERNO | AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA | 1997 - 2018 |
LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
Pagina Principal
Emisoras de Musica MP3
Busqueda para iluminados
Visitados en 7 dias
Frases sobre Espiritualidad
Navegacion para moviles

¿UNA APROPIADA VISIÓN DEL MUNDO?

PATROCINIO NAVARRO

19/05/2017

¿Una apropiada visión del mundo? - Patrocinio Navarro - Ecologia - Planeta (GAA # 2214)

CATEGORÍA N° 2214
ECOLOGIA - PLANETA

POR UN MUNDO MENOS DENSO

Es fácil percibir en nuestros días la extrema separación que existe entre los deseos más queridos de la humanidad (felicidad, paz, bienestar, salud, amor) y la realidad que nos presentan los llamados medios de comunicación y la vida diaria. Y no solo existe esa brecha, sino que se agranda por momentos. ¿Por qué? Si nos quedamos en la superficie de los acontecimientos diremos: Ah, por una cuestión social, una cuestión política, laboral, medioambiental, económica, y cosas de esta índole que no dejan de ser parcialidades y efectos de causas más profundas. No podemos aplicar a estas cuestiones tan serias lo que hacen los malos médicos con sus enfermos: tratar de esconder el síntoma de las enfermedades del cuerpo -provenientes antes del alma- con fármacos que eliminan el síntoma físico y decir luego “está curado”. O sea: esconde o elimina al mensajero que nos advierte que algo no va bien, como hacen los medios y los gobernantes; pero lo que no va bien se queda enterrado esperando mejor ocasión para rebrotar, porque no se ha eliminado la causa.

Algono va bien, desde luego, en el cuerpo social de este mundo. Por eso cada vez son más ricos los ricos y aumenta la pobreza, y con ella sus consecuencias sociales y el mucho malestar emocional: depresiones, angustias, apatía, odio, inseguridad, baja estima y otras formas de infelicidad acabarán produciendo conflictos o empujando a conductas autodestructivas o a enfermedades físicas debido a la estrecha relación existente entre pensamientos, sentimientos y organismo físico.

Pretender que todo el “pack” de infortunios que definen el estado de nuestro mundo moderno puede ser resuelto votando a un líder político, afiliándose a tal o cual sindicato u organización ciudadana o acudiendo al Papa y sus ministros ensotanados, es desconocer la profundidad de la carga que encierra el conflicto entre nuestro verdadero ser, que es divino, y nuestro ego humano armado de nuestros viejos programas aprendidos que nos empuja a andar en conflicto entre lo que quisiéramos tener y no tenemos, ser y no somos, y así sucesivamente.

¿Dónde se encuentra alojada esa carga de profundidad? No está en la Bolsa, ni en la Troika, ni en ningún lugar visible a los ojos humanos, porque se halla en el lugar más secreto que se puede uno imaginar: en la profundidad de nuestra conciencia. Aquí se da una lucha entre el ego y nuestro ser espiritual. Y mientras esa lucha, que se manifiesta en conflicto entre pensamientos, sentimientos, sensaciones, palabras y actos no se resuelva a favor de nuestro ser esencial ( y no de nuestro ser circunstancial social o corporal) habrá conflicto personal, y por ende, conflicto social, político, peleas, discusiones, violencia, guerra y tantas otras calamidades. En nuestra alma se encuentra la conciencia, la cual califica lo que pensamos, sentimos, hablamos o hacemos y nos da cuenta del estado de estas batallas que se sostienen en nuestro interior y de quién es el ganador en cada caso: o el ego o nuestro yo espiritual. El primero conduce a infelicidad y nuevos conflictos, y el segundo a la paz interior y a la paz con nuestros semejantes.

Los conflictos radicados en nuestro consciente, en nuestro subconsciente y en nuestra alma son siempre consecuencia de un modo erróneo de pensar, sentir y vivir. Es fácil ver con qué frecuencia sentimos de un modo, hablamos de otro y actuamos de un tercero. Esa desarmonía – que es manifestación del conflicto interno y que se vuelca hacia el exterior en formas diversas como hipocresía, violencia, insatisfacción, ambivalencia, falta de determinación y otras negatividades- indica una profunda fragmentación de la consciencia y el mencionado desacuerdo entre nuestra realidad tal como es y el modo cómo la abordamos con el ego, asunto este del que se han venido ocupando desde profetas opersonas iluminadas a científicos cuánticos premios Nobel como David Bohm.

En su prólogo a “La totalidad y el orden implicado”, Bohm afirma:

“ …Me gustaría llamar la atención sobre el problema general de la fragmentación de la consciencia humana…Las distinciones generalizadas y omnipresentes, entre la gente ( raza, familia, nación, profesión, etc) que impiden que la humanidad trabaje unida para el bien común y, por supuesto, incluso para la supervivencia, tiene uno de los factores clave de su origen en un tipo de pensamiento que trata “las cosas” como inherentemente divididas, desconectadas y fragmentadas...Y se considera que cada una de estas partes es esencialmente independiente y que existe por sí misma. Cuando el hombre piensa así de sí mismo, tiende inevitablemente a defender las necesidades de su propio”Ego” contra las de los demás…No puede pensar seriamente en la humanidad como una realidad básica que exija su prioridad. Incluso cuando intenta considerar las necesidades de la humanidad, tiende a considerarla como separada de la naturaleza y así sucesivamente”….Si cuando piensa sobre la totalidad, la considera constituida por fragmentos independientes, su mente tenderá a trabajar de este mismo modo, pero si puede incluir las cosas, de una forma armoniosa y coherente en un todo global que es continuo, no fragmentado y sin frontera alguna-porque toda frontera es división y ruptura- entonces su mente tenderá a moverse de un modo similar y fluirá de ella una acción coherente con el todo….lo que estoy sugiriendo es que una apropiada visión del mundo, adecuada a nuestro tiempo, es uno de los factores básicos necesarios para conseguir la armonía del individuo y también la de la sociedad”.

(Hasta aquí la cita)

La pregunta surge de inmediato: ¿qué es una apropiada visión del mundo? ¿Se trataría de una forma de ver las cosas capaz de unificar nuestra consciencia, sanar nuestras emociones, acrecentar nuestra armonía y con ello facilitar nuestra relación con nuestros semejantes y la Naturaleza? Sin duda. Y ese es un trabajo de dada uno de nosotros, los que queremos ver un mundo diferente al que hoy nos toca vivir. Ese es el modo de alcanzar una apropiada visión del mundo que nos facilite a todos la existencia en la misma medida que se generalice este tipo de actitudes. Justo en esa medida y no en otra cualquiera, porque es el único medio de que cambie no solo nuestra vida, sino la de la vida de la humanidad. Con ello aumentará nuestra vibración energética, que a su vez influirá en la vibración energética de nuestro Planeta, contribuyendo con ello a que este se vuelva más sutil, menos denso, más luminoso, igual que el alma transformada de sus habitantes humanos. ¿Queremos eso?

FRASES DEL AUTOR PATROCINIO NAVARRO

HOME
PRINT
+ NUEVO
NEWS



LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

MEDELLÍN - COLOMBIA

1997 - 2018