LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
Home
Musica
Buscar
Top
+ Nuevo
Menu Movil
No te ates

LA ILUMINACION ESPIRITUAL - ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES - DIOS TODO Y ETERNO - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

LA INVASIÓN BARBARÁ EN LA EUROPA NEOLIBERAL

Patrocinio Navarro

10/2/2016

CATEGORIA: Sociedad

Bárbaro es palabra que originalmente significaba “extranjero” para los romanos, en lugar de relacionarse con alguna clase de sujeto peligroso. A estos les invadieron los bárbaros de las provincias limítrofes y dieron el remate a un Imperio decadente que se había hecho multinacional como el imperio neoliberal de hoy mismo. Ahora nos invaden- forzados-los nuevos bárbaros.

Nos invaden los bárbaros de nuevo, pero en esta ocasión los papeles están cambiados. Los bárbaros del final del imperio romano eran igual que estos: pacíficos. Y tenían sus mismas necesidades básicas sin cubrir. Y una coincidencia más: también este – al igual que su antepasado el romano- es un Imperio decadente y gravemente enfermo de dolores de injusticias, abusos, y muchas precariedades. Así que no es el paraíso. Y ¿cómo iba a serlo con la gente que tenemos al mando, cuya única aspiración es enriquecerse y sacar pecho encorbatado en los escenarios del mundo? ¿ Cómo podrá serlo con estos adoradores del dinero que no dudan en arruinar naciones y empujar a las gentes a la pobreza, la guerra, el suicidio o el exilio?

Aquellos que en estos días deberían los anfitriones acogedores de los cientos de miles que huyen de las guerras que ellos mismos crearon, actúan en los países fronterizos para impedir que entren sus propias víctimas.Y no les tiembla el pulso ordenando a sus robots uniformados de conciencia plana utilizar la violencia policial y militar contra multitudes indefensas, hambrientas, muchos enfermos, niños de toda edad, ancianos, embarazadas y mucho más.

Resulta que la historia ha dado un vuelco sorprendente, y los bárbaros ya no son los que eran ni los que pretenden entrar, sino unos sujetos peligrosos que dirigen las naciones europeas y se dicen católicos o protestantes o defensores de los derechos humanos, etc. pero no se cortan dando órdenes salvajes para apalear, encarcelar, arrestar, detener, confinar, fichar, y otras invenciones impropias de seres humanos, no ya religiosos, sino simplemente decentes con sangre en las venas en lugar de venenos.¿ Tienen esas gentes de los palacios sangre en las venas, o solo en las manos y en la conciencia?

No son- los que llegan- inmigrantes en busca de empleo, que les vendría de perlas, como es natural, sino refugiados de guerra, expulsados a la fuerza que dejan a sus espaldas o llevan consigo un sinfín de dolor, de dramas, de muertos y de miedos, sin contar las extorsiones de esas mafias en la sombra. Solo piden que les recibamos los vecinos europeos, los pueblos, que son los únicos decentes a este lado de las alambradas, concertinas, estaciones tomadas, y líneas policiales. Los pueblos, la gente común, les quiere, les queremos, se les tiende la mano sobre las alambradas y muros, quisiéramos curar sus heridas emocionales, acogerles y ayudarles en todo lo posible. Pero los pueblos, ay, están siendo también atropellados por sus políticos y sus guardias.

Estos políticos a quienes se votaron creyéndoles personas de bien, han sido los responsables directos o los colaboradores activos de las catastróficas guerras que han arrojado de sus hogares a quienes ahora tocan a nuestras puertas. Yo creo que por ello estos nuevos bárbaros –extranjeros- doloridos, enfermos y desesperados merecen sobradamente entrar y vivir entre nosotros con todas las garantías. En cambio los pueblos europeos deberíamos expulsar de sus poltronas a nuestros gobiernos de alma empedrada a ver si damos paso a otros con un mínimo de dignidad que repudien las guerras y eviten que se produzcan estos éxodos salvajes. Y si acaso se produjesen, que fueran capaces de abrir las puertas de la casa Europa a quienes llamen en su desesperación.

De sobras es sabido que lo sucedido en Siria, irak, Libia, Palestina, Yemen, Somalia, tiene la marca de los verdaderos bárbaros en el sentido brutal, violento y primitivo, que no son otros que los EEUU, la OTAN, Israel, Arabia Saudí y sus gobiernos cómplices y corruptos en Europa y en el resto del mundo. Estos son los peligrosos, porque matan y no los que piden pan, trabajo, sanidad y techo porque quieren vivir. Dos clases de bárbaros.¿ Con cual de ellas estamos?

ir al home para ver nuestra portada semanalimprimir este articulo La invasión barbará en la Europa neoliberal de la categoria Sociedadir a la lista de maestros iluminados, colaboradores y amigos de nuestra webpalabra usada recientemente por los lectores de La iluminacion Espiritual

RELACIONADOS CON EL TEMA


LA ILUMINACION ESPIRITUAL

MEDELLÍN - COLOMBIA
1997 - 2017