La Iluminacion Espiritual
LA ILUMINACION ESPIRITUAL
ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES
Musica
Buscar
Top
+ Nuevo
Menu Movil

LA ILUMINACION ESPIRITUAL - ESPIRITUALIDAD SIN RELIGIONES - DIOS TODO Y ETERNO - AMOR - VERDAD - LIBERTAD - VIDA

EL SER HERIDO

Andre Rochais

CATEGORIA: Conocimientos

El niño herido que llevamos dentro.

Cuando uno se encuentra comprometido en un proceso de crecimiento es importante haber clarificado todo lo que sobresale en la infancia, aquello que nos ha marcado dolorosamente. Los sufrimientos del pasado consumen nuestras energías porque estas son necesarias para relegarlos al inconsciente y bloquearlos. Estos sufrimientos enquistados engendran reacciones repetitivas y desproporcionadas que hacen a la persona vivir en desarmonía, siendo un obstáculo para la plena realización de uno mismo.

La necesidad de ser pequeño (a):

Para poder vivir las potencialidades que le habitan y llegar a ser él mismo, el niño necesita recibir un cierto número de cosas de las personas que son importantes para él. Si la recibe, crece como el junquillo en primavera que, recibiendo el sol, el agua, el alimento que necesita, sale de la tierra y se despliega en todo su ser de junquillo. Si el niño no recibe todo lo que necesita, vegeta, o puede experimentar una represión, incluso puede llegar a negar sus necesidades para no sufrir de quienes no las oyen.

Las necesidades no satisfechas, e incluso las necesidades negadas, no por eso están menos vivas. Se despertarán cuando, al llegar a ser joven o adulto, el niño de ayer se encuentre frente a una persona en una relación de ayuda que sea susceptible de responder a ellas. Consciente o inconscientemente, sentirá a esa persona como un padre o una madre, es decir, como un lugar matriz en el que pueda permitirse vivir su necesidad de ser pequeño, es decir, todas esas necesidades que no encontraron entonces una respuesta adecuada.

Es importante dejar que se despierte conscientemente la necesidad de ser pequeño (a) y atreverse a expresar a la persona en cuestión las diversas necesidades que, entonces, están naciendo.

Si esa persona puede acoger esas necesidades sin reírse o burlarse, si las comprende en profundidad y si puede responder a ellas, entonces:

  1. Se recibe lo que faltó. De ello viene un apaciguamiento, una distensión interior, un hilillo de vida y, por lo tanto, un crecimiento.
  2. Al recibir ese hilillo de vida y ese crecimiento, el sufrimiento de la no-respuesta se agudizará.

Se genera un doble proceso:

  • Hay un despertar de los sufrimientos del pasado. Para curarse de ellos habrá que revivirlos conscientemente en su cuerpo. Entonces, la tensión nerviosa que se había producido en esa época, se soltará. Será la curación. La persona encontrará su estado original de armonía;
  • Hay crecimiento. Las potencialidades dormidas, habiendo encontrado el ambiente que les convenía, comienzan a actualizarse.

La desaparición de la necesidad de ser pequeño (a) es uno de los síntomas de la curación total, es decir, de la curación de la no-existencia y de la curación de todas las heridas periféricas.

Como he compensado mi herida de no existencia:

Para poder existir en el corazón de sí mismo y traducir en actos los aspectos esenciales de lo que él es, el niño necesitaba ser visto y reconocido. En lo esencial, era necesario vivir esa experiencia, más aún: necesitaba que los otros fueran felices por ello. Si ha sido negado en lo esencial, ha sido herido y no ha podido traducir en actos lo que era esencialmente. A esto le llamamos la herida de la no-existencia.

Deseando vivir a pesar de todo, y deseando conseguir la benevolencia de las personas importantes que lo habían herido y de las que no puede prescindir, se ponen en marcha mecanismos de supervivencia y de compensación. (Es importante aclarar que a la palabra compensación y al verbo compensar no se le da aquí un sentido peyorativo. Compensar aquí, es hacer algo para restablecer el equilibrio).

Cómo se puede compensar la imposibilidad de existir en lo esencial de uno para esas personas que nos son tan importantes?

  1. Viviendo aspectos personales que a las personas significativas les agradaban y que atraían su afecto, incluso su apoyo, como por ejemplo: Intentar brillar en los estudios, los deportes, las artes y la vida social;
  2. Viviendo aspectos o cualidades personales fuera de la familia, por ejemplo: con jóvenes de la misma edad, buscando allí ser alguien.

Al llegar a adulto, uno puede llegar a construirse sobre aspectos personales disponibles, es decir, en los aspectos no-heridos. Se puede alcanzar una buena estatura de personalidad, enfrentarse a la vida, construir un lugar importante en la sociedad y ser eficaz. Pero, no por ello uno está menos herido en el corazón de sí mismo. Pero, efectivamente se ha compensando y el equilibrio puede incluso ser satisfactorio. al menos, para los que miran desde el exterior.

Mi Sistema de Defensa:

El sistema de defensa empieza muy temprano en la infancia. Aparece cuando uno se siente en peligro frente a alguien. En el niño que empieza a existir según lo que él es, este sistema aparece cuando las personas que son importantes a sus ojos no lo reconocen, o no lo aceptan en lo que él aspira a vivir.

Pueden aparecen dos sistemas de defensas: Uno es frente a los otros que es la que primero aparece, y la otra es frente a uno mismo.

Las defensas se pueden representar como murallas o barreras. Estas pueden ser más o menos altas, más o menos gruesas.

  1. Se construye una distancia contra los otros, ya sea como rechazo o como ataque.
  2. Se distancia de los otros, sin embargo, permanece en contacto con ellos porque no puede cortar la relación, ya que se los necesita para vivir o para sobrevivir.
  3. Se endurece frente a ellos.
  4. Se endurece con respecto a sí mismo, contra el propio sufrimiento, es decir el rechazo está vuelto contra uno mismo.
  5. Niega sus propias necesidades para no sufrir. Esto significa que la negación puede ir hasta el ahogo de todas las aspiraciones de vivir y de todas las necesidades.

Mis reacciones desproporcionadas y repetitivas:

Dentro de nosotros existen zonas sanas y también zonas heridas, éstas pueden ser conscientes, pero en muchas ocasiones ellas permanecen en forma inconsciente.

Durante nuestra vida diaria nos vemos afectados por diversas situaciones con las personas que nos rodean, frente a las cuales reaccionamos en general de forma normal. Cuando decimos que una reacción es normal estamos diciendo que la reacción es proporcional a la situación que estamos viviendo. Pero muchas veces nos sucede que sobre-reaccionamos a estas situaciones, es decir, la reacción es agresiva y además desproporcionada. Estas reacciones desproporcionadas son la puerta real para entrar en nuestras heridas del pasado, nos revelan la existencia de bolsas de sufrimiento desconocidas, que nos pueden conducir al corazón de nuestro pasado doloroso para revivirlo y curarnos de él.

Nuestras reacciones desproporcionadas se detectan fácilmente cuando estamos atentos a ese fenómeno. Sin embargo, se nos pueden escapar. Por eso es que hay que vigilar para detectarlas. y para ello, primero hay que darse cuenta cuando una reacción es desproporcionada a la situación que estoy enfrentando, y luego tirar del hilo para hacer consciente la historia que hay detrás de dicha reacción.

Para ir en búsqueda de mis heridas del pasado puedo:

  1. Buscar la sensación dolorosa de hoy recordando lo que la provocó.
  2. Cuando encuentro la sensación, me vuelvo hacia el pasado y busco qué me hizo mal entonces? Cuándo se produjo? Qué funcionó mal en mí entonces?
  3. Voy lo más lejos posible por el camino del pasado.
  4. Me detengo cuando la sensación desaparece.

Desdramatizar el presente es importante para no exagerar los acontecimientos y no envenenar las relaciones de hoy. Efectivamente por causa de estas bolsas de sufrimiento uno ha exagerado la situación que, si uno la analiza, se da cuenta que tiene relación con lo que causó la herida.

Llegará un día en que nuestro sistema de defensa desaparecerá porque estaremos sanados totalmente de nuestro pasado. Esto sucede progresivamente a medida que uno se vuelve fuerte en su ser interior y es capaz de existir según lo que realmente es.

ir al homeimprimircolaboradoresPalabra usada recientemente por los lectores de La iluminación Espiritual

RELACIONADOS CON EL TEMA

IMPORTANTE: En este sitio evitamos convencer a nadie de nada, sino simplemente navegar por "EL TODO" a través de los conocimientos y así descubrir la grandeza del Creador Supremo. En este sitio encontraras personajes de todas las religiones y creencias, sus enseñanzas y sus vidas, para que las conozcas y las estudies, y así la semilla de tu Ser germine hasta el Infinito. La espiritualidad te da la iluminación. VER ADVERTENCIAS...

La espiritualidad acá deja de ser un negocio y una mercancía. No se reciben donaciones y mucho menos diezmos, mejor compartan con un hermano necesitado. Arriesgar tu espiritualidad en manos de inexpertos es inútil, sigue a Dios todo y eterno directamente. Dios todo y eterno es sabio y es el único que sabe cómo comunicarse con tu ser, síguelo. La verdad y el amor absoluto solo pueden ser revelados a través de su manifestación, cualquier otro medio quebranta su pureza y perfección sagrada. Obedece el aquí y el ahora, es el amor manifestado, es presente absoluto y vive.

LA ILUMINACION ESPIRITUAL